Romeo

Labrador macho de 2 años y medio ha crecido en un ambiente familiar y
con niños, adora estar con personas y escuchar buenas historias.
Desde cachorro ha sido entrenado para realizar intervenciones con niños y
adultos formándose con los mejores profesionales del sector, hasta
convertirse en un encantador co terapeuta.